El proyecto de franquicia

Cada vez más empresarios ven en la franquicia una de las mejores alternativas de crecimiento y expansión de negocio. Muchos de ellos deciden llevarlo a cabo a través del proyecto de franquicia. Pero, ¿qué es y de qué se compone exactamente un proyecto de franquicia?.

Es claro que, para cualquier negocio, crecer bajo la fórmula de la franquicia supone cantidad de interrogantes importante, previos a la decisión final: ¿Es mi negocio franquiciable?, ¿Qué debo hacer para convertirme en franquiciador?, ¿Cómo transmito el know how de mi negocio?, ¿Cómo selecciono a mis franquiciados?. Y muchos más interrogantes.

Qué es un proyecto de franquicia

Para resolver todos estos interrogantes y muchos más acerca de la validez y operativa de negocio como modelo de franquicia es para lo que existe el proyecto de franquicia. En resumen, es el plan de trabajo que recoge la transformación de una empresa en franquicia, es decir, el cómo franquiciar nuestra empresa.

Hay que reconocer que simplemente, sin proyecto de franquicia no hay franquicia. Sin estrategia, sin planificación, sin calendario, sin saber-hacer y sin un contrato no podemos afirmar que nos encontremos ante una verdadera organización de franquicia.

Por ello es fundamental realizar con anterioridad una profunda labor de estudio, análisis y adaptación. Esta labor precisa de personas capacitadas y expertas, con amplio conocimiento en la materia.

Cómo preparar un proyecto de franquicia

El desarrollo de este elemento tan estratégico puede realizarse a través de recursos internos contratados como parte nuestro equipo o externalizados a través de una consultora de franquicias (lo más común). Ellos, basados en diferentes criterios no solo responderán todas estas dudas si no que guiaran, orientaran y finalmente establecerán si el negocio es viable y está listo para empezar a franquiciarse. Este es el paso primero una vez que hemos decidido crecer y expandirnos bajo el modelo de franquicia.

A partir de ahí vendrá toda la recuperación y recopilación de datos y de material que necesitaremos para analizar las características del modelo de franquicia, así como su viabilidad y rentabilidad, tanto de las unidades franquiciadas como de la propia central de franquicia.

Fases del proyecto de franquicia

En el proyecto de franquicia encontraremos básicamente dos etapas:

  1. Organización del modelo de franquicia
  2. Desarrollo de los Documentos operativos

Organización del modelo de franquicia

En la primera etapa la labor de consultoría que realizarán estos expertos dará como resultado la obtención de unos conocimientos basados en la información y análisis.

Desarrollo de los Documentos operativos

En la segunda etapa esos conocimientos se materializarán en el denominado “package” de franquicia o paquete de consultoría. Estos documentos son la referencia que nos permite saber en primer lugar si estamos preparados para franquiciar y cómo llevarlo a cabo de forma exitosa.

Este paquete de consultoría por lo general está integrado por:

Estos documentos tienen por objetivo:

  1. Convertirse en una herramienta útil para la transmisión del Know How y
  2. Constituirse en un elemento formativo tanto para el franquiciador como para el franquiciado.

 

Fases proyecto franquicia

Conclusión

El proyecto de franquicia es, sin duda el pilar sobre el que debe asentarse la red de franquicia. El basamento que hará que todo lo que se construya a partir de ahí tenga la fijación y el soporte que necesita.

Intentar desarrollar el modelo de franquiciar sin llevar a cabo correctamente el proyecto de franquicia puede llevar al fracaso, no solo a las cadenas sino a potenciales emprendedores y pequeños inversores que confían en esta marca para su incorporación a una red de éxito. A corto plazo generará problemas con nuestros nuevos socios. A medio plazo hará inviable la expansión de la cadena y a largo plazo dará al traste con la red.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *