Las franquicias de hostelería encienden motores

Uno de los sectores que más ha sufrido estos meses ha sido, sin duda, la hostelería. La pandemia ha obligado a cerrar a la gran mayoría de locales. Además, la desescalada obliga a cumplir con unas condiciones complicadas.

No obstante, las cadenas cada vez ven más cerca la luz del túnel y la normalidad se va acercando cada día que pasa.

La hostelería es uno de los grandes generadores de empleo de nuestro país. No en vano, se calcula que mueve al rededor del 6,2% del PIB y genera el 1,7 millones de puestos de trabajo a través de sus más de 300.000 establecimientos. De ellos, según un informe de la AEF, las franquicias controlan cerca de 80.000.

La franquicia, mejor preparada para la crisis

Dentro de la hostelería en su conjunto, las franquicias de restauración parecen las más capacitadas para sobrevivir en un mercado y en unos tiempos tan complicados. La posibilidad de tener una marca de reconocido prestigio detrás o, al menos un equipo estructurado que nos apoye, es una ventaja competitiva indiscutible. Además, han demostrado ser las mejor preparadas para afrontar la evolución de la crisis. Los primeros días de pandemia ya se planteaban soluciones como el delivery que pudieron amortiguar la caída de ingresos en muchos de los centros franquiciados.

Además, los franquiciados han tenido la suerte de, al contar con una marca detrás, poder negociar en muchos casos con los propietarios de los inmuebles, lo que implica recortar uno de los gastos más importantes del hostelero.

Por otro lado, los protocolos de atención durante la desescalada están siendo desarrollados e implementados por las centrales de franquicia. Y lo hacen de la forma más optimizada y positiva para el franquiciado. De forma que este apenas tiene que preocuparse por este asunto. Los empresarios independientes cargan con el esfuerzo de ponerse al día en cada una de las normas que van apareciendo.

No obstante, tanto para los restauradores independientes como para franquiciados, Heineken ha creado una guía de recomendaciones para la apertura.

Más información en la web de Heineken

Operando desde el inicio de la pandemia

Desde el primer día, cadenas como McDonalds, Burger King , Telepizza, Rodilla o Tony Roma’s han podido hacer frente a la pandemia con un cierre parcial, siempre funcionando con delivery y posteriormente a través de take-away.

Pero no solo han sido las grandes cadenas nacionales y multinacionales. Otros franquiciados, de marcas medianas como Bertiz, Brasa y Leña o Aloha Poke también han notado el calor de sus empresas franquiciadoras y su apoyo en estos momentos difíciles.

Actualmente se calcula que el 70% de las franquicias de hostelería han abierto ya sus puertas y están atendiendo, con limitaciones, a los consumidores que se acercan a sus establecimientos.

Por todos estos motivos, podemos afirmar con seguridad que están, en su mayoría, bien preparadas para afrontar lo que viene. Muchas están haciendo ya buenos números, gracias a la apertura de las terrazas.

Centros comerciales

La única excepción son los centros comerciales que, de momento, no han podido abrir sus puertas. Estos aglutinan un importante número de establecimientos franquiciados. Cuando lo hagan, estaremos más cerca de la normalidad real.

Si estás pensando en franquiciar tu restaurante, en BeFranquicia podemos ayudarte. Consúltanos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *